30.5.05

Patrimonio Cultural

Tras un muy agradable recorrido con Manguac por el Palacio Cousiño y el Museo del Instituto Geográfico Militar -y luego de una escala en la feria dominical- llegamos a mi casa. Justo frente a la puerta, mi vecino del tercer piso había pegoteado en el poste de luz un cartel de cartón con la siguiente leyenda:

Por alguna razón que desconozco la Municipalidad de Santiago retiró el sábado todos los basureros de mi cuadra. Y -tal vez por la fuerza de la costumbre- nuestros vecinos siguieron botando sus mugres frente a nuestra casa, pese a no haber receptáculo alguno. Asqueado al ver las bolsas desparramadas en la puerta, Hernán decidió expresar su deseo ciudadano de no vivir rodeado de inmundicia. Sin embargo su petición no fue oída: esta mañana, al salir al trabajo, me encontré con un chiquero de pañales sucios, tomates reventados y repuestos grasientos que llegaba casi hasta la entrada. Un espectáculo asqueroso que da pena y rabia.

¿Por qué cresta una sociedad que se agolpa educadamente un domingo a las once de la mañana para recorrer museos y palacios es incapaz de comprender el derecho de sus vecinos a no patinar en la mugre ajena? Acabo de leer Mitópolis, de Edwards Bello, en donde ya en 1922 denunciaba lo que denomina el ‘invunchismo’ chileno. O sea, el goce de lo feo y el placer de hacer daño gratuitamente: “la deformación hacia lo monstruoso o repulsivo... el chileno es un ser que se pone en ridículo y pone en ridículo a sus compatriotas” (en sus propias palabras). Ejemplos al canto: los giles que se dedican a apedrear al prójimo en las carreteras, los grafiteros que han rayado cada rincón de muralla en Chile, el mandril futbolero que vive del macheteo, los zopencos que abandonan perros en la calle, el ciudadano histérico que te agrede sin provocación…

En alguna otra parte comenté cómo una mañana no podía abrir la puerta de la casa porque alguien había defecado durante la noche en el escalón (la mierda se había endurecido). Día por medio alguien mea el portón donde guardo el auto. La muralla de mi casa parece mapa luego de ser rayada por cien ociosos distintos que marcaron así su territorio. Es cierto, me estoy quejando y no propongo soluciones. Pero en realidad no sé qué diablos podría hacer para cambiar una forma de vivir que abomino.

17 testimonios

Anonymous Cecilia declara...

El sabado por la tarde, después de ver Los amantes del Círculo polar" en el Normandie .. como es ya casi una costumbre nos dirigimos a algún lugar a conversar.
EL recorrido fue ALameda/ McIVer/ Huerfános. En ésta última me nacio el sentimiento de estar en el extranjero. Había incluso un café llamado Patagonia donde los contertulios se parecian mucho a la gente que encuentras en la Patagonia: extranjeros.
EL recorrido siguio por Sta Lucía/Merced/Monjitas/Jose miguel de la Barra/Merced/Mosqueto/Monjitas.. donde habían muchos cafes bonitos y temáticos (arte/café, galería/café, ciber/café Joyas/café, etc), donde por supuesto nos topamos con "gente linda" ..
Tomamos monjitas hacia el poniente.. y algo curioso paso .. entre mosqueto y McIver aprox ... cruzamos la frontera . llegamos hasta la plaza de armas y tomamos Ahumada. Ahí la cosa si que cambio. La Calle se lleno de olores a fritanga, y olores propios de los humanos, el comercio ambulante tomaba toda la "calle".. por supuesto el ruido era mucho mayor entre Marco Antonio Solis Reggeton y otras cosas que no identifique.
Suelo caminar por ahí, asi que me senti como en casa .... pero aunque mi amigo se enojo por todo lo ya caminado ... me gusto más el extranjero que mi lugar común.

Conclusión de la caminata "nocturna": Si eso era el extranjero .. la Dehesa es la estratósfera
...

AH!!, si, soluciones:
Poner una cámara y denunciar a los botadores de basura por daño al fontis de la propiedad privada...
Pegarle un cachamal al Sr(a) que le enseñe al cabro chico tirar el papel del helado por la ventana...
*la Ley del ojo por ojo diente por diente...

lun. jun. 06, 09:39:00 p. m.  
Anonymous Alcachofa declara...

soluciones...
no sé por qué, pero es en este momento cuando me acuerdo de la vieja que vive en tu tercer piso... Doña Griselda. Es probable que a ella se le ocurran unas cuantas medidas contra tus inmundos vecinos

lun. jun. 06, 09:40:00 p. m.  
Anonymous Pinot Noir declara...

Como diría mi compañero de oficina, los chilenos somos kitch de corazón. Detalles como esos se observan hasta el infinito. Mientras viajo por nuestra carretera, observo gente botando basura desde los buses y los autos, fumadores botan sus colillas en cualquier lugar de la calle, etc, etc, etc. Y para qué hablar de la "basura humana", este año paseando a mi amor gringo por Santiago, luego de mostrale La Moneda, La Iglesia San Francisco, las calles París y Londres, remato con el cerro Santa Lucía, y al venir saliendo nos toca el bello espectáculo de ver a una señora corriendo tras un lanza que acababa de robarle su cartera... bué, ese es Chilito hasta que no suceda lo contrario.

lun. jun. 06, 09:40:00 p. m.  
Anonymous Electric Blue declara...

Yo no sé soluciones, pero te agrego otras NO soluciones.
-los choferes que botan los papeles de sus chocolitos pandas o demases por la ventana.
-la gente que tiene la convicción de que es correcto botar una basura arriba de un montón de basura. "No se nota" "Total después pasa la basura"
Etc etc etc etc.
No hay solución que no sea colectiva. Gente me ha mirado con cara de furia después de decirle: "Señor, PARECE que se le cayó un papel"
No hay derecho.

lun. jun. 06, 09:41:00 p. m.  
Anonymous Mariana declara...

La paradoja es que yo en serio he caminado cuadras y cuadras con un papel de un helado de chirimoya alegre todo pegote en mi bolsillo esperando encontrar basureros (casi como encontrar un maldito paradero en Vespucio entre Escuela Militar y la Kennedy), pero claro, un viejo chanta llega y bota sus boletos de micro al suelo mientras pasa literlamente al lado de un lindo y moderno basurerito. Conclusión: capaz que no se pueda hacer nada.

lun. jun. 06, 09:41:00 p. m.  
Anonymous Aynna declara...

Qué patrimonio ehh!!
Yo, como soy muy antipática, y como juro que algo gano... cuando veo a alguien que bota un papel en la calle, me acerco y le digo... "sabe, se le cayó un papel"... jeje, las caras que ponen es muy divertido... ojo que igual selecciono... algunos, muy pungas, los dejo pasar no más...
saludos...

lun. jun. 06, 09:42:00 p. m.  
Anonymous Cristian F declara...

ni que lo digas, una vez manejando por la carretera un asshole boto una tremenda bolsa con basura hacia la carretera la cual me cayo en el parabrisas, y casi choco! que ganas de haberlo agarrado "improperios", educacion todo es educacion, pero una lastima que a los mas adultos no los vamos poder hacer cambiar

lun. jun. 06, 09:42:00 p. m.  
Blogger Distemper declara...

El otro día conocí la Costanera Norte y quedé espantado por la cantidad de basura que hay tirada a sus costados. Son cerros y cerros de mugre. No sé cómo a nadie se le ocurrió que antes de inaugurarla habría sido una buena opción limpiar el área.
El Mapocho, más que por su turbiedad, es asqueroso por la cantidad de basura que hay tirada en el lecho, que sólo se va para las inundaciones.
Cuando trabajé en Sernatur en las vacaciones se repartían bolsas de basura para que los giles no la tiraran en el camino. Pues bien, la mayoría llenaba la bolsa de sus porquerías y luego la tiraba por la ventana.

Para mí es en estos temas en donde el subdesarrollo campea. Podremos ser más 'ricos' como país, pero la cultura ciudadana anda por el suelo.
Saludos a todos y gracias por sus comentarios.-

lun. jun. 06, 09:43:00 p. m.  
Anonymous Vorondil declara...

En mi modesta opinión, todo se resume en una palabra : EDUCACION.O mas bien, dos : educación y empatía.

Una persona educada, y no me refiero en el sentido intelectual de la palabra, entiende que hacer sus necesidades en un lugar público no corresponde y si por un segundo se pone en el lugar de la persona que vive en esa casa donde va a mear esa puerta, entenderá que el morador de la casa en cuestión no se merece ese trato.

Pero todo esto no es mas que retórica y no imagino ni por asomo que esto vaya a cambiar. No me imagino, y disculpen el pesimismo, que los llamados a poner en práctica esta educación y esta empatía, cada uno de nosotros los que vivimos en este pais, esten con la disposición y el deseo de que estas cosas cambien.

Que hay casos aislados ? claro, yo mismo soy un ejemplo. He andado con un pañal con caca en el auto por unos 150 Km hasta que encontré donde dejarlo. Igual que Aynna, le he devuelto su basura a algunos que tiran un papel al suelo. Y también le enseño mis hijos que tenemos que cuidar el lugar donde vivimos. Pero eso no es mas que una grano de arena en el desierto

lun. jun. 06, 09:43:00 p. m.  
Anonymous Fabe declara...

A mi me pasa que la gente de mi cuadra no barre su vereda. y eso me empelota y cuando me ven barriendo varias casas de mi cuadra lo encuentran " gracioso", y luego de contestarle alguna pesadez como "si, es que me carga la gente COCHINA" al sentirse identificados se van. Sin embargo, ese es su minuto de conciencia social, por que nunca han tomado una escoba ni menos barrer lo que es la entrada a su Hogar.

lun. jun. 06, 09:44:00 p. m.  
Anonymous Carly declara...

ohhh que rabia...odio que la gente sea sucia!! todos los días que pasa el camión de la basura, algún "limpiecito" deja 3 ó 4 bolsas de basura en el arbolito que está frente a la reja de mi casa...y los perros dejan la cagá! Otros giles son los que dejan la basura afuera (en puras bolsas) toda la noche y a la mañana siguiente los perros dejan la embarrada otra vez.(pónganle un clavito a la pared o a un árbol por último).
Sin mencionar a los que dejan basura en la playa, tiran papeles por la ventana del auto o rayan las murallas...valor.

Muchos cariños y espero que las próximas generaciones sean más limpias, pero con los paitos que se gastan, lo dudo.

lun. jun. 06, 09:45:00 p. m.  
Anonymous Bada declara...

Los hogares deberian ser patrimonio, las calles se ven horribles con tanta basura junta, ojalá algún día alguien se preocupe concretamente de este problema.


Saludos distémper suerte en su vida!!!!

lun. jun. 06, 09:45:00 p. m.  
Anonymous Alcachofa declara...

olvidé decir que ayer en la mañana, mientras caminba por el parque de la aviación encontré un... bueno... profiláctico usado...
se podrán imaginar mi impresión.

lun. jun. 06, 09:46:00 p. m.  
Blogger Distemper declara...

Hoy llamamos a la Municipalidad para saber por qué no había basurero. El Depto. de Ornato no tenía idea. "En todo caso no vamos a poner nuevos porque no quedan", reveló la astuta funcionaria.

Veo que el mugrerío es patrimonio universal. Por estos barrios el tonto condón usado en plena vereda es pan de cada día. Qué yico, al lado del mojón de perro y el escupo...
Sin duda este desastre es un tema de educación, más bien de mala educación. Se lo puedo disculpar a un niño, pero a los grandotes de ningún modo.

Bueno, supongo que si al menos uno mismo trata de ser considerado con el prójimo algo sive. Ese es mi aporte a la conviencia en comunidad
Saludos.-

lun. jun. 06, 09:46:00 p. m.  
Anonymous Marcela Paz declara...

no se porque, pero asi somos, ya lo dijo bello, si ya en esa epoca estbamos así. creo que ya es algo (in)cultural, si hay basureros en las calles llenos de basura en el suelo a su alrededor.
soluciones... al largo plazo, porque en lo inmediato imposible.
saludos.

mar. jun. 07, 01:32:00 p. m.  
Anonymous Marlene declara...

Aynna, no eres la ùnica que le avisa a la gente que "se le cayò" un papelito. A veces lo recojo y les digo, "se le cayò esto"...jejeje, la cara que ponen es digna de grabar. Nos decimos los ingleses de Sudamèrica pues nos consideramos muy educados, pero no somos capaces de cuidar nuestra biòsfera.
Chaus.

mar. jun. 07, 01:33:00 p. m.  
Blogger Samanta declara...

Si bien es cierto que la basura y hediondez son cosas bastante desagradables de la ciudad, me parece que despotricar contra "esa gente" que hace "esas cosas" porque tiene "poca educación" o porque "así es el chileno" (como si una fuera europea) es complejo.
Yo vivo en el barrio alto, donde todo es bonito, las calles son bonitas, con árboles bonitos, donde las nanas salen a barrer la vereda diligentemente todos los días. Las modernas campanas en las cocinas impiden que el olor escape hasta la calle. Como si eso no fuera suficiente, la gente también es bonita, rubiecita, alta, bien vestida y oloricita. A mí a veces me enferma todo esto, entonces cuando voy al supermercado, no me ducho y me pongo la peor ropa que tengo, y no me peino tampoco. La gente, mis queridos vecinos, me miran con desprecio o pena, y a mí me encanta sentir que no soy una de ellos.
Sería bueno recordar que las personas son ante todo personas, y la apreciación que hacemos de las costumbres de los demás es siempre relativa.

dom. jun. 12, 11:10:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home